Probarán un buque no tripulado de propulsión renovable

Compartir en redes sociales

Probarán buque no tripulado

Inspenet, 12 de diciembre 2023.

La Marina Real de Nueva Zelanda (RNZN) está a punto de recibir un buque no tripulado (USV) de propulsión renovable de 6,8 metros que será sometido a pruebas como parte de un contrato de arrendamiento a corto plazo.

Se espera que este buque de superficie, transportado desde Sydney hasta Auckland por el HMNZS Aotearoa, inicie su prueba prevista de siete meses, durante la cual realizará tareas marítimas sin requerir combustible y sin la necesidad de personal a bordo.

Nuevo humanoide chino habla y razona en tiempo real
La camara digital LSST captara imagenes de zonas desconocidas del universo
Este robot minero puede operar a 1.000 metros de profundidad
Exploto una plataforma petrolera en Campeche
El helio 3 y la mision de extraer recursos naturales de la Luna
Nuevo humanoide chino habla y razona en tiempo real
La cámara digital LSST captará imágenes de zonas desconocidas del universo
Este robot minero puede operar a 1.000 metros de profundidad
Explotó una plataforma petrolera en Campeche
Startup obtiene 18 millones de dólares para extraer recursos naturales de la Luna
PlayPause
previous arrowprevious arrow
next arrownext arrow
 

Bluebottle: el buque no tripulado de Ocius Technology

Denominado “Bluebottle”, el USV es un producto desarrollado y manufacturado por Ocius Technology, con sede en Sydney.

Bluebottle se impulsa mediante energía solar, eólica o de las olas y utiliza una vela rígida retráctil para obtener propulsión eólica. Las células fotoeléctricas integradas en la vela alimentan su motor. En situaciones de baja luz solar y viento, el barco cuenta con un mecanismo exclusivo de aleta y timón que le permite maniobrar y avanzar.

Capaz de alcanzar velocidades de hasta cinco nudos, Bluebottle puede operar en el mar de manera indefinida, incluso en condiciones desafiantes con olas que oscilan entre seis y nueve metros de altura.

La nave está equipada con diversos sensores, que incluyen radar y cámaras electroópticas e infrarrojas, asegurando una navegación segura y eficaz, y facilitando la identificación de otras embarcaciones. Un centro de control en la Base Naval de Devonport supervisará y operará de forma continua el USV. La comunicación con dicho centro se establecerá mediante la señal de un teléfono móvil cuando la nave esté cerca de la costa, y a través de satélites de banda alta y baja en distancias mayores de la costa. Un monitoreo constante garantizará la operación segura y eficiente de la embarcación.

El Comandante Andy Bryant, Oficial de Estado Mayor de Sistemas Autónomos de la RNZN, anticipa con expectativas la demostración del potencial del USV.

El Bluebottle ya ha emprendido una serie de actividades en apoyo del Gobierno australiano durante largos períodos de ti